Científicos descubren un gigantesco cráter en donde se encontraban Sodoma y Gomorra

0
3224

Según la Biblia, las ciudades antiguas, que se cree que estaban ubicadas en el Mar Muerto, fueron borradas por Dios por el comportamiento pecaminoso de su pueblo. Los hallazgos preliminares de los científicos estadounidenses sugieren que esta región fue testigo de una gran calamidad hace casi 4 mil años, que la dejó deshabitada durante siglos.

Dios mira con desprecio las armas nucleares del hombre, y creo que se ríe de nuestros pequeños intentos de guerra. Él tiene cosas en su arsenal que hacen que nuestras armas nucleares más poderosas parezcan petardos. Primero leemos acerca de estas armas en el capítulo 38 del libro de Job. El clima es el arma más fuerte que se haya creado, y no hay defensa contra el.

“Mas los hombres de Sodoma eran malos y pecadores contra Jehová en gran manera. Entonces Jehová hizo llover sobre Sodoma y sobre Gomorra azufre y fuego de parte de Jehová desde los cielos; y destruyó las ciudades, y toda aquella llanura, con todos los moradores de aquellas ciudades, y el fruto de la tierra. ” Génesis 13:13, 19: 24,25 

Contrariamente a los revisionistas modernos de Laodicea, las ciudades gemelas de Sodoma y Gomorra fueron destruidas debido a un comportamiento homosexual impenitente. Este fue el lugar donde se fundó el estilo de vida LGBTQ original, y cuando Dios pronunció un juicio sobre él en una explosión de fuego desde arriba, Sodoma y Gomorra dejaron de existir. Esa área hoy, como se ve en la foto, se asemeja a un cráter de explosión de bomba después de que se haya producido una explosión horrible. Permanece deshabitado hasta nuestros días.

“Y subió Abraham por la mañana al lugar donde había estado delante de Jehová. Y miró hacia Sodoma y Gomorra, y hacia toda la tierra de aquella llanura miró; y he aquí que el humo subía de la tierra como el humo de un horno. Así, cuando destruyó Dios las ciudades de la llanura, Dios se acordó de Abraham, y envió fuera a Lot de en medio de la destrucción, al asolar las ciudades donde Lot estaba.” Génesis 19: 27,28 (KJV)

Según el portal SPUTNIK, los arqueólogos de la Trinity Southwest University, una institución de educación superior cristiana en Albuquerque, Nuevo México, afirmaron que la civilización en la región del Mar Muerto fue destruida hace 3.700 años después de una explosión de meteoros en la atmósfera.

Durante la reunión anual de las Escuelas Americanas de Investigación Oriental en Denver, Colorado, el académico Phillip Silvia informó sobre los hallazgos preliminares de sus excavaciones en el área, que algunos científicos consideran que son el hogar de las ciudades bíblicas de Sodoma  y Gomorra. Los resultados sugieren que las ciudades y los asentamientos en la región de Middle Ghor en el valle del Jordán, donde vivían hasta 65,000 personas en esa época, fueron eliminados con una poderosa ola de calor, viento y partículas diminutas, informa el medio en Science News.

WAIVES TAMBIÉN AÑADIÓ QUE EL AGUA SALADA DEL MAR MUERTO DEVASTÓ EL SUELO. LA EXPLOSIÓN, ARGUMENTAN LOS INVESTIGADORES, “NO SOLO ELIMINÓ EL 100% DE LAS CIUDADES Y PUEBLOS DE LA EDAD DEL BRONCE MEDIO, SINO QUE TAMBIÉN DESPOJÓ EL SUELO AGRÍCOLA DE LOS CAMPOS QUE ALGUNA VEZ FUERON FÉRTILES”, INFORMA NEWSWEEK.

Según los científicos, una explosión de meteoros a baja altura causó la catástrofe que arrasó la región, incluida la antigua ciudad de Tall el-Hammam, donde los investigadores trabajaron durante años. La datación por radiocarbono reveló que las paredes de adobe desaparecieron repentinamente en la ciudad de Middle Ghor, ya que solo quedaban cimientos de piedra.

Una superficie de cerámica encontrada en el sitio se fundió en vidrio, lo que puede ser el resultado de temperaturas extremas.

La humanidad ha visto varias explosiones espaciales antes. Hace cinco años, un asteroide cercano a la Tierra explotó en la atmósfera cerca de la ciudad rusa de Chelyabinsk, haciendo titulares en todo el mundo e incluso abriendo camino hacia una película de Hollywood. Esto provocó que más de 1,000 personas resultaran heridas (en su mayoría por vidrios rotos de ventanas rotas por la onda expansiva). Una explosión más poderosa llegó en 1908, cuando un asteroide explotó en una región siberiana poco poblada en el río Tunguska, arrasando 2.000 kilómetros cuadrados. FUENTE

Deja un comentario