Conoce como el Espíritu Santo sacó a esta mujer de la industria de la Pornografía

0
3624

Su nombre es Brittni de la Mora, nació en Estados Unidos y desde muy temprana edad decidió ingresar a la industria de la pornografía.

Era conocida en el mundo del cine para adultos como “Jenna Presley”. Permaneció en la industria por más de 10 años y e convirtió en una de las actrices mejores pagadas en su momento, con un ingreso de entre 30,000 y 40,000 USD $ mensuales.

Pese a tener una carrera muy exitosa y con mucho dinero, la ex actriz de cine para adultos ha manifestado que no se sentía en paz, pues, “el dinero no llena el alma”.

La estrella de la película pornográfica, una de las más prominentes en su campo, estaba a punto de viajar a su próximo gran proyecto. Pero antes de abordar el avión, el Espíritu Santo le dijo: “Trae tu Biblia”.

De La Mora obedeció las indicaciones del Espíritu. Mientras leía la Biblia durante el vuelo, se encontró con las palabras de Jesús a la iglesia en Tiatira.

De la Mora indica que llegó a Apocalipsis 2:20-24, que es el segmento relacionado al Mensaje a Tiatira.

20 – Pero tengo unas pocas cosas contra ti: que toleras a esa mujer Jezabel, que se dice profetiza, enseñe y seduzca a mis siervos a fornicar y a comer cosas sacrificadas a los ídolos.

21 – y le he dado tiempo para que se arrepienta, pero no quiere arrepentirse de su fornicación.

De La Mora dice que en el momento en que leyó esa Escritura, el Espíritu de Dios no solo la convenció de pecado sino que también le hizo una promesa: “Brittni, tengo una vida mejor reservada para ti, y si me das un paso de fe hoy, si tan solo abandonases la industria, te prometo que voy a cambiar las cosas por ti. Te voy a dar una mejor vida”.

De La Mora renunció a la industria del sexo ese día. Ella tiró sus drogas por el inodoro y, por primera vez en siete años, no se enfermó sin ellas.

Ahora, De La Mora ministra a mujeres y hombres que quieren abandonar la industria. Trabaja con XXX Church, un ministerio que ayuda a las personas a romper la adicción al sexo, y recientemente comenzó su propio ministerio, Always Loved, que ayuda a las personas a escapar de la industria que una vez la tuvo cautiva.

De La Mora también predica el evangelio con su esposo, Richard, en la Iglesia Cornerstone en San Diego. La pareja se reunió allí hace seis años y ha estado casada por casi tres años. Su nuevo libro sobre el matrimonio, Fresh Fire , ofrece un desafío de 14 días con los principios de la Biblia para mantener los matrimonios fuertes.

“Solo pude ver tantas cosas increíbles porque di ese paso de fe y ese día le di un poco de obediencia a Dios”, dice De La Mora. “Y el Deuteronomio nos enseña que hay bendiciones detrás de nuestra obediencia”.

 

Deja un comentario